La fiscalía Centro Norte solicitó penas que en total suman 11 años de presidio para el ex senador UDI Jaime Orpis en el marco del caso Corpesca, el cual refiere a la indagatoria por financiamiento irregular de campañas políticas durante la tramitación de la Ley de Pesca.

Ayer, el Tercer Tribunal Oral en lo Penal de Santiago condenó al otrora parlamentario por reiterados cohechos y fraudes al Fisco, mientras que lo absolvió de delitos tributarios.

Ya hoy, durante la audiencia de determinación de pena, la persecutora jefa de Alta Complejidad Centro Norte, Ximena Chong, pidió cuatro años de presidio menor en su grado máximo por los dos cohechos reconocidos por el tribunal, los cual ocurrieron mientras Orpis se desempeñaba como parlamentario.

Ello además de accesorias del grado, multa del duplo del beneficio solicitado e inhabilitación absoluta y perpetua para cargos y oficios públicos.

En cuanto a este delito, la fiscalía reconoció la atenuante irreprochable conducta anterior. En contraparte, descartó que Orpis hubiese colaborado con la investigación: “Esta no concluye por la ausencia de carácter sustancial, dado que la declaración del acusado no aporta elemento alguno que abone (…) por el contrario, el acusado niega los hechos”.

En tanto, por los seis fraudes al Fisco reconocido se solicitaron 7 años de presidio mayor en su grado mínimo, además de la inhabilitación de cargos y oficios públicos perpetua y una multa del 50% del perjuicio provocado. En este caso sí se recocieron las atenuantes de irreprochable conducta anterior y colaboración.

Previo al juicio, el cual tardó casi un año y ocho meses, el Ministerio Público pidió penas que sumaban 21 años de presidio por una defraudación fiscal de casi $300 millones: 12 años por fraude al fisco, seis por cohecho y tres por delitos tributarios, entre otras sanciones.

Ya con el veredicto del tribunal, el que desestimó en su totalidad el último de los ilícitos y parte de los otros, la fiscalía redujo su pretensión a 11.

Orpis, en tanto, reconoció haber cometido actos constitutivos de delitos y descartó tajantemente haber sido sobornado.

“Efectivamente reconocí hechos que son constitutivos de delitos (…) Debo decir que estoy profundamente arrepentido de lo ha ocurrido (…) Para nuestra familia este proceso ha sido traumático, de un sufrimiento indescriptible. Y como padre y esposo solo quiero dejarles el siguiente legado: su padre se equivocó, su padre reconoció (…) (pero) jamás nunca nadie ha comprado mi conciencia”, dijo durante sus descargos.

En el caso de la exdiputada Marta Isasi, condenada por un cohecho, Chong solicitó hoy 818 días de reclusión menor en su grado medio, 10 años de inhabilitación para cargos y oficios públicos y multa del duplo del beneficio solicitado. En la acusación, la petición era de 7 años por cohecho y delitos tributarios.

En tanto, para la empresa Corpresca SA, condenada por soborno, se solicitó una multa a beneficio fiscal de 20 UTM, cuatro años y un día de prohibición de celebrar contratos con el Estado.

/psg