A través de un decreto, el gobierno de Argentina habilitó el ingreso de extranjeros a Mendoza a través del paso Cristo Redentor, pero sólo para quienes tengan familiares directos en Argentina.La resolución, que favorece a muchos chilenos que necesitan viajar a Mendoza u otras ciuades argentinas, pone varias limitaciones y requerirá de un análisis PCR negativo para coronavirus.

Con fecha de este sábado y la firma de la directora Nacional de Migraciones, María Florencia Carignano, se dio a conocer que el paso fronterizo Cristo Redentor, al igual que otros ingresos al país y aeropuertos internacionales, podrán volver a operar a partir del lunes.

Sin embargo, la medida es bastante acotada y solamente permitirá el ingreso de extranjeros que puedan acreditar un vínculo familiar directo con una persona de nacionalidad argentina.

Según precisa el diario mendocino Uno, para ello se le pedirá una serie de documentación como certificado de nacimiento, matrimonio o de convivencia debidamente apostillado o legalizado, según corresponda, y una copia del DNI argentino del familiar a quien precisa visitar.

Entre los requisitos también se deberá completar una declaración jurada en la que se tendrá que exponer las razones de “necesidad” de la visita y se podrá descargar de la página de Migraciones con anterioridad al viaje. Es que la disposición está lejos de orientarse para fines turísticos sino que se establece como una “excepción” para quienes requieran ingresar al país.

Además se deberá contar con la constancia de PCR con resultado negativo que no tenga una antigüedad mayor a 72 horas y un seguro de asistencia médica que comprenda prestaciones de internación y aislamiento por coronavirus.