Carabineros entregó este martes un nuevo balance de la gestión policial realizada en pandemia, el que en esta oportunidad se enfocó principalmente en los asesinatos ocurridos en los últimos meses.

En esa línea, el Director Nacional de Orden y Seguridad, General Inspector Esteban Díaz, señaló que desde el 19 de marzo la policía ha concretado la aprehensión de 162 personas por homicidio a nivel nacional.

Entre ellos se encuentra Diego Ruiz, el ciudadano colombiano de 30 años que la semana pasada fue capturado y formalizado por ocho crímenes -uno de ellos en grado de frustrado- ocurridos en las comunas de Santiago centro y Estación Central, región Metropolitana, entre marzo y noviembre de este año. El hombre –sindicado desde el Gobierno como un asesino en serie- quedó en prisión preventiva.

De acuerdo al perfil desarrollado por el Departamento Análisis Criminal de la policía uniformada, el 88,3% de los aprehendidos son hombres y el 11,7%, mujeres. En su gran mayoría tienen nacionalidad chilena (95,7%).

Así también, el 95,7% del grupo tiene ya la mayoría de edad. En contraparte, el 4,3% corresponde a niños, niñas y adolescentes (NNA). Más en detalle, se indicó que 66 de los aprehendidos tienen entre 18 y 30 años, y 67 entre 31 y 45 años.

A ello se suma que 41 aprehendidos por este delito (25,3%) ya habían sido detenidos durante la pandemia por otro tipo de hechos, como delitos de mayor connotación social (92,6%), ley de drogas (22%), ley de control de armas (29,6%), receptación (22%) y robos (19,5%). En conjunto, este grupo suma 54 capturas desde el 19 de marzo.

“Son personas con un alto compromiso delictual, que provocan mucho daño a la sociedad. Como Carabineros, seguiremos persiguiéndolos y sacándolos de circulación todas las veces que sea necesario. Ese es un compromiso que tenemos con la ciudadanía y lo seguiremos cumpliendo, sin descanso”, afirmó el General Díaz.

Detenciones generales: una captura por minuto

Ya abordando la semana anterior, Carabineros informó la realización de 10.024 detenciones: 4.086 por delitos contra la salud pública, 1.611 por delitos de mayor connotación social y 4.327 por otros ilícitos, como aquellos asociados a la ley de Armas y de Drogas.

Esa cifra, detalló Díaz, representa un promedio diario de 1.432 aprehendidos, que a su vez implica casi 60 capturas por hora y una por minuto. Entre ellos, se encuentran 860 prófugos que circulaban en la vía pública pese a tener órdenes judiciales pendientes. También, privó de libertad a 528 personas en el contexto de violencia intrafamiliar.

En cuanto a la delincuencia organizada, entre el 9 y el 15 de noviembre Carabineros desbarató 16 bandas criminales, incautó 319 kilos de droga y decomisó 80 armas de fuego. Con estos resultados, durante la pandemia la policía uniformada ha realizado 529.060 detenciones, incautado 9,8 toneladas de droga y 2.276 armas de fuego, y desbaratado 852 organizaciones.

Entre los procedimientos policiales se encuentra aquel desarrollado el sábado de la semana pasada a raíz del robo de un vehículo. Este, sin embargo, culminó en Peñaflor con el atropello de una carabinera, quien arriesga la pérdida de una de sus piernas. El general lamentó lo ocurrido, detallando que los tres detenidos contaban con antecedentes policiales, sumando nueve aprehensiones en conjunto.

Dos de ellos habían sido detenidos por Carabineros por robo con intimidación y receptación de vehículo durante este año. “Sus colegas y toda la institución ofrecemos nuestro trabajo en homenaje a esta funcionaria que representa lo más valioso que tenemos: nuestros carabineros y carabineras”, cerró el policía.

Sobre ello también se refirió el subsecretario del Interior, Juan Francisco Galli: “Esperamos que ella pueda recuperarse prontamente, que las heridas que son consecuencia de su labor policial no sean de la mayor gravedad. Y esperamos durante el día, y como Gobierno, poder acompañarla a ella y su familia. Ese es el riesgo al que se expone nuestro personal policial cuando cumple la función esencial de resguardar la seguridad y el orden público”.

/psg